Lorem ipsum dolor sit amet consectetur

Irene, match femenino de wrestling en el equipo de su high school, nos cuenta su experiencia durante su año escolar en Indiana.

Desde pequeña siempre he soñado con ir a estudiar a Estados Unidos, como en las películas americanas de instituto. Sé que la Irene de hace años estaría muy orgullosa de mí y se quedaría impactada de hasta dónde ha llegado. Es muy loco pensar que la que soñaba con ser animadora al final ha acabado siendo luchadora.

Estoy haciendo mi grado 11, que es el equivalente a primero de bachiller, en el estado de Indiana, en el norte, con lo cual estoy cerca de Chicago. La familia me la dieron lo que se puede decir tarde, el 28 de agosto, pero eso no ha cambiado nada en mi experiencia. Me ha tocado la mejor familia que me podría haber tocado, así que si eres futuro estudiante de intercambio y ya te estás agobiando para ver cuando te dan la familia, estate tranquilo, todo pasa y la espera al final merece la pena.

La host family de Irene

Como he dicho estoy en Indiana, en un instituto ni muy pequeño ni muy grande, pero está bien porque te da muchas oportunidades.  En lo que llevo aquí, que ya son casi cinco meses, he entendido que los deportes y clubes son cosas muy importantes en USA. Le dan mucha importancia al jugar en equipo y hay muchísimos tipos de deporte. Una cosa que me pareció curiosa fue que los deportes van por temporada, lo que si vienes un año de intercambio me parece todavía mejor porque si quieres puedes hacer tres, uno por temporada, y ese es mi caso.

Cuando vine decidí meterme a un deporte que no había practicado nunca, el vóley, y aunque es verdad que al principio estaba aterrada por el hecho de no encajar, fue genial. Aprendí mucho sobre el deporte y lo más importante, conocí a gente e hice amistades que me ayudaron mucho en los primeros meses aquí. Así como consejo, y como consejo universal, porque es lo que más he escuchado decir a estudiantes de intercambio, para hacer amigos la mejor opción son los deportes. En general los americanos son abiertos y viendo que eres de fuera te intentarán ayudar, no tengas miedo en preguntarles cuál es su lunch (en mi instituto hay tres horas de comer) o qué clases tienen, ¡para ver si tenéis alguna en común!

La verdad es que descubrí que vóley no era algo que se me diera bien, pero me dio algo que hacer cada día después de clase por los primeros dos meses e hice buenas amistades. Me arrepiento un poquito de haber escogido vóley, pero tienen muchos deportes más como soccer (fútbol) o XC (cross country).

Con el comienzo del invierno y comienzo de una nueva temporada, se terminaron los partidos de fútbol americano, que, por cierto, una experiencia increíble que no olvidaré nunca. Decidí coger un deporte de invierno, una amiga mía me convenció para meterme al equipo de wrestling (lucha) de mi instituto. Y se lo voy a agradecer toda la vida, el primer equipo femenino de wrestling de la historia de mi instituto. La verdad que un descubrimiento enorme y me alegro muchísimo de haberlo hecho. No sé si habría sido mejor ser animadora, pero la vida me puso en ese equipo y salió bien.

Este deporte funciona por puntos, si tu contrincante está de rodillas o tumbado y tú estás encima de esa persona tienes 2 puntos y si esa persona escapa esa persona tiene 1 punto, pero si consigues que tu contrincante toque el suelo con sus hombros o parte superior de la espalda por unos segundos, ganas directamente por pin, y si nadie lo consigue gana la que más puntos tenga al final del tercer tiempo. Estoy orgullosa de poder decir que fui el primer match femenino en un equipo femenino en casa de la historia de mi instituto y gané, gané por pin.

Fui a un montón de torneos, y aunque perdí muchas veces, gané muchas veces también y evolucioné muchísimo y aprendí de mis errores. En regionales tuve que competir contra la primera del estado, perdí por pin en el último periodo, así que me quedé a nada de ir a estatales, pero estoy muy orgullosa de mi recorrido hasta aquí. Soy sexta en regionales y he aprendido muchísimo. Como dato curioso, la primera chica contra la que luché, sin haberlo hecho en mi vida, ha ganado estatales este año. Así que mi primer match fue contra la que ahora es primera del estado, y todavía más sorprendente, a mí me gano por puntos y no por pin, pero ganó estatales por pin. Por lo cual, pudo pin a la segunda del estado y no a mí. Seguramente simplemente tendría un día conmigo, pero ¿no es una locura? Algo de lo que sentirse orgullosa.

Aunque la temporada de lucha se haya acabado, mi temporada en Estados Unidos no se ha terminado, y aquí seguimos. Estoy en la pretemporada de track & field (atletismo) para hacer sprints, ya veremos cómo va eso. Pero cada deporte me está dando nuevas amistades, así que estoy muy contenta.

Estoy muy feliz de todo lo que estoy ganando aquí, porque aparte de mejorar mi inglés un montón y de ganar un montón de nivel, siento que estoy ganando muchísima madurez y como que estoy entendiendo como estar sola sin sentirme sola y cuidarme a mí misma.

Estoy muy orgullosa de todo lo que estoy consiguiendo y de las notas que estoy sacando, porque la mayoría no bajan del A (9-10). Muy feliz de la host family que me ha tocado que son como mi familia y muy feliz de todo lo que estoy aprendiendo, sé que la Irene de hace unos años estaría muy orgullosa.

 

Si tu también quieres cursar un año escolar en USA, no lo dudes contacta con nosotros, somos especialistas en Programas de Año Escolar en USA. y Canadá.

.
.
.
.
.
.
.